fbpx

Comunicación audiovisual: el video es un must

Antes de empezar, me gustaría compartir algunas cifras sobre el mundo audiovisual:

Este artículo podría exponer cifras y estadísticas sin parar, y probablemente todas éstas apuntarían a un resultado similar: Que la comunicación audiovisual no para de crecer, pero ¿cuál es la realidad en las organizaciones laborales?

Durante la pandemia nos vimos obligados a estar encerrados y eso facilitó mucho la producción de contenidos audiovisuales para comunicar medidas de cuidado, estrategias para combatir la crisis, o simplemente vernos las caras por medio de videollamadas y saludos en redes sociales. Pero la crisis sanitaria ya quedó atrás, y muchas industrias regresaron a la total presencialidad, volviendo a algunas prácticas que tal vez ya no tienen el mismo impacto que tenían antes de la gran crisis.

De acuerdo a un artículo publicado por Harvard Business Review, las reuniones semanales aumentaron en un 252% y se enviaron 6 mil millones de correos electrónicos en 2021, y en el ambiente se siente que la predominancia del audiovisual ha ido perdiendo terreno y es un paso, a mi punto de vista, equivocado.

Ávidos consumidores de videos

No perdamos en cuenta que hay una gran parte de la fuerza laboral que pertenece a la Gen Z, quienes viven día a día conectados a las redes sociales y son los principales consumidores de éstas. Y adivinen: el 91% del contenido consumido en Instagram es video, el 50% de los usuarios de la misma red social ha comprado un producto después de ver un video publicado ahí; en Facebook se ven cerca de 100 millones de horas de contenido audiovisual al día, y así suma y sigue la información. 

Visto lo anterior, y las abrumadoras cifras que todavía no he comentado, nos queda una conclusión por hacer: El video es un deber en nuestras organizaciones, y no podemos ignorar su efectividad. 

El interés cada vez más creciente en este formato debería ser utilizado para comunicar de manera rápida y efectiva lo que las empresas necesitan expresar a sus colaboradores. Tal vez los formatos deban ser menos formales y más cercanos, pero no cabe ninguna duda que en la mayoría de los casos un video de animación de 2 minutos resultará más llamativo que una presentación de 80 diapositivas. 

Distintos formatos, misma efectividad

Un mensaje emotivo de un gerente, una animación que cuente sobre nuevos beneficios, o un video entretenido donde los colaboradores comenten sus sueños, un colaborador siendo influencer por un día, etc. Pensemos que ver una cara o escuchar una voz familiar aumenta el engagement a un nivel diferente que leer una presentación de diapositivas o una infografía de 3 páginas. Un video resulta más agradable, eficiente y efectivo.

En Internal tenemos un equipo especialista en trabajar todos esos formatos y muchos más, generamos desde la raíz de la idea, armamos el guión, el storytelling hasta la producción misma. ¡No pierdas la atención de tus colaboradores!

Comparte esta publicación

Copyright 2020 Internal. Todos los derechos reservados

Web diseñada por Conversa CE